Banfield: el tapado que jugará la final de la Copa Diego Maradona

Los pibes del Taladro trituraron a San Lorenzo por 4-1 en el Florencio Solá y se metieron en la instancia definitiva del certamen local.

Pocas personas fueron las que observaron y tildaron a Banfield como candidato desde el comienzo del campeonato. Un plantel que supo deshacerse de un grupo complicado, con River, Central y Godoy Cruz como rivales directos. De hecho, el primer indicio llegó temprano, cuando en la jornada que abrió aquella zona batieron en el Libertadores de América a los de Gallardo por 3-1.

Si hay que desglosar a este equipo, las primeras características que hay que remarcar en mayúscula son la juventud, el compromiso y el conocimiento colectivo. Más allá de Dátolo, Bordagaray, Cuero y Galgo Gutierrez, es un plantel de jóvenesLos 11 que se burlaron ayer ante San Lorenzo en el Solá promedian los 24 años de edad. Pero el dato aún más importante es que más de la mitad de los nombres surgieron de las inferiores del club de zona sur: «Tenemos una identidad. Nos hicimos respetar ante cualquier equipo. Uno se mira con el compañero y sabés que la peleó igual que vos. Muchos de la pensión, otros de Buenos Aires, pero somos todos chicos surgidos de acá, de las inferiores del club. Eso es gratificante para uno y para el grupo», firmóMartín Payero en su entrevista post partido ante el Ciclón. El joven mediocampista de 22 años fue elegido como la figura del encuentro, con un tanto de tiro libre que fue el moño de un partidazo para él.

Arboleda, en el arco con 24. Coronel y Bravo, los laterales revelación del fútbol argentino, ambos con 23 años. Jorge Agustín «Corcho» Rodriguez como único 5, con 25 pirulos. Payero y Galoppo, los más jóvenes de los titulares, 22 y 21. Agustín Fontana, el delantero centro que ronda los 24 años y fue la revelación en el sector ofensivo.

Los pibes del Taladro argumentan las 7 victorias sobre 11 partidos dirigidos para Javier Sanguinetti, que por cierto también merece aplausos. Desde que se sentó en el banco, solo empató y cayó en 2 ocasiones. Son 21 goles a favor y 12 en contra. El Boca de Russo no la tendrá nada fácil. Los pibes llegan a la final del próximo domingo 17 en San Juan con hambre de gloria.

Entradas relacionadas

Deja tu comentario