La vacuna de Pfizer protege en un 90% frente a la COVID, según los primeros resultados del ensayo

La empresa farmacéutica estadounidense Pfizer ha anunciado este lunes que los resultados preliminares de su vacuna sugieren que las inyecciones pueden ser 90% efectivas en la prevención de la COVID-19, lo que indica que la compañía podrá presentar a finales de este mes una solicitud de uso de emergencia a los reguladores de Estados Unidos.

Sin embargo, esto no significa la llegada inminente de una vacuna: los resultados preliminares se han obtenido en un ensayo clínico, en el que participaron 44.000 personas en Estados Unidos y otros cinco países, y en el que solo se registraron 94 contagios.

Pfizer Inc. no proporcionó más detalles sobre esos casos y advirtió que la tasa de protección inicial podría cambiar para cuando el estudio termine. Incluso la revelación de esos datos iniciales es muy inusual.

«Estamos en posición de poder ofrecer alguna esperanza», dijo a AP el doctor Bill Gruber, vicepresidente senior de desarrollo clínico de Pfizer. «Estamos muy animados».

Las autoridades han enfatizado que es poco probable que alguna vacuna llegue mucho antes de fin de año, y que los limitados suministros iniciales serán racionados.

Las vacunas fabricadas por Pfizer y su socio alemán BioNTech se encuentran entre las 10 posibles candidatas a fase avanzada de pruebas en todo el mundo. Otra empresa estadounidense, Moderna Inc., también ha dicho que espera poder presentar una solicitud a la Administración de Alimentos y Medicamentos de Estados Unidos a finales de este mes

Los voluntarios de la etapa final de los estudios, y los investigadores, no saben quién recibió la verdadera vacuna o una inyección falsa. Pero una semana después de la segunda dosis requerida, el estudio de Pfizer comenzó a contar el número de personas que desarrollaron los síntomas de COVID-19 y se confirmó que tenían el coronavirus.

Debido a que el estudio no ha terminado, Gruber no pudo decir cuántos de cada grupo tenían infecciones. Haciendo los cálculos, eso significaría que casi todas las infecciones contadas hasta ahora tuvieron que haber ocurrido en personas que recibieron las inyecciones ficticias.

Pfizer no planea detener su estudio hasta que registre 164 infecciones entre todos los voluntarios, un número que la FDA ha acordado que es suficiente para decir cómo de bien está funcionando la vacuna. La agencia ha dejado claro que cualquier vacuna debe tener al menos un 50% de efectividad.

Ningún participante hasta ahora se ha enfermado gravemente, dijo Gruber. Tampoco pudo proporcionar un desglose de cuántas de las infecciones han ocurrido en personas mayores, que están en mayor riesgo de contraer COVID-19.

Entradas relacionadas

Deja tu comentario